LA GUÍA DIGITAL DEL ARTE ROMÁNICO

Webmaster: A. García Omedes - Huesca (España)

 

| Presentación | Novedades | Mapa del Sitio | Mapas Activos | Opinión | Castillos XI-XIII | Rutas Románicas | Monográficos | Otras Regiones

Enlaces | Bibliografía | Diccionario | Distinciones | Premio Romanico Aragonés | Fondos de Escritorio | Inicio |

 


-SANTA CRUZ DE LA SERÓS: SANTA MARÍA -



UTM 30T 691176 4710673 781 m.

Ver mapa interactivo de la zona

VISTA GENERAL DESDE PONIENTE

Santa Cruz de la Serós (apócope de "las Sorores", por alusión a las monjas benedictinas dependientes de San Juan de la Peña, que lo habitaban), es una pequeña y pintoresca población cercana a la margen izquierda del río Aragón, en el camino de subida al Monasterio de san Juan de la Peña.

Ramiro I concedió bienes al monasterio femenino de Santa María, para mantener una hospedería y les confíó como religiosa a su hija menor Urraca.

Pero el mayor esplendor se alcanzó cuando otra hija de Ramiro I, Doña Sancha, viuda del Conde Ermengol III de Urgel, ingresa en él como Abadesa y le presta su protección más decidida (1070).

En 1095 hizo testamento a favor de esta Iglesia, falleciendo algo después y siendo enterrada en el maravilloso sarcófago que hoy se guarda en el Real Monasterio de Benedictinas de Jaca.

1VISTA ESTE DEL TEMPLO

Doña Sancha fue uno de los personajes más influyentes en la corte del naciente reino. Ayudó o "encaminó" a su hermano Sancho Ramírez hacia la política europeísta en contraposición con su otro hermano, el obispo García, a quién doña Sancha consiguió arrebatarle la sede episcopal, pues fue nombrada "obispo" de Pamplona en su lugar, a la par que el rey le advertía de "Sacar los ojos de su cabeza" si le traicionaba. No es de extrañar que falleciera en Anzánigo, quizá de causa natural.

Más no queda ahí la labor de Doña Sancha. Desde el monasterio de Santa Cruz, con sus inmensos rebaños de ovejas, contribuye decisivamente a la financiación de los negocios del reino.

Y ya con anterioridad había marcado el camino a seguir, educando en San Pedro de Siresa a su sobrino Pedro, que sería el sucesor de Sancho Ramírez tras morir de certero saetazo a las murallas de Huesca.

Como apunta Domingo Buesa, las mujeres tuvieron una influencia decisiva en el reino de Aragón. La condesa Sancha, la reina Berta (Reina en el Reino de los Mallos) o la reina Petronila son tres magníficos ejemplos.

2VISTA SURESTE. TORRE EN PRIMER PLANO.3VISTA SUROESTE DEL TEMPLO4SANTA MARÍA, DE SANTA CRUZ DE LA SERÓS, VISTA NORESTE.

El descenso de las "Sorores" a Jaca, en el XVI, propició el abandono del monasterio y su ruina. Sólo se conserva, como en tantos otros, su iglesia.

La primera impresión que produce (Imagen 1) es desconcertante si no se tiene en cuenta su planta, pues presenta un frontal con un solo ábside y un perfil escalonado, de sur a norte; en el que destaca la formidable torre (Imágenes 2 a 6) rematada por el cuerpo octogonal que contiene la bóveda.

A la vista del plano, se comprende que se trata de una iglesia de una sola nave, con planta de cruz latina; acabada en un ábside central que destaca al exterior; y con sendos absidiolos en cada uno de los brazos de la cruz, que al exterior, aparentan contrafuertes (Imágenes 8 y 9).

5TORRE: VISTA NOROESTE6LIENZO ESTE DE LA TORRE-CAMPANARIO7DETALLE DEL CILINDRO ABSIDAL

El formidable aspecto y desarrollo del transepto y de las estructuras que sobre él se elevan, hacen aparecer casi como secundaria a la nave principal del templo. Su cabecera apenas si destaca en el frontal este (Imágenes 1 y 9) mientras que la nave se ve eclipsada por torre y cámara. Hay que ver el templo desde el lateral o desde poniente para situar al exterior la misma (Imagen 3).

Probablemente como apunta Ricardo del Arco, la iglesia original fuese una modesta edificación de nave única allá por el S X, rehecha y convertida no solo en lo que hoy vemos, sino en mucho más. Se añadieron capillas laterales y sobre la del sur se erigió la torre-campanario más rotunda de todo el románico aragonés (Imágenes 1, 5 y 6). Se edificó la sala sobre el crucero, quizás en función de reducto inaccesible en caso de asedio, o como apuntan otras fuentes, como lugar de guarda del tesoro litúrgico del templo. Más recientemente se ha tomado en consideración su posible función de capilla en altura o "Galilea" (Gerardo Boto Varela)

8RELIEVE DEL ABSIDIOLO NORTE, APARENTANDO CONTRAFUERTE9CABECERA DELTEMPLO: ÁBSIDE CENTRAL Y CONTRAFUERTE SUR QUE SEÑALA EL ABSIDIOLO.10VENTANAL ABSIDIAL CENTRAL

De entre lo que ya no vemos, claustro al sur, con acceso por la portada decorada con rueda adornada de margaritas y dependencias monásticas acordes con la importancia y realengo que alcanzó el monasterio.

Antes de este templo hubo otro en el mismo lugar, prerrománico, de cabecera plana, parte de cuyos paramentos se han evidenciado en excavaciones arqueológicas ( J.A. Paz, F.Galtier y E. Ortiz. Arqueología Aragonesa 1991; pp.: 191-195).

Según estos autores el templo debió de ser fundado a raíz de la implantación en 1024 de la regla de San Benito en el cercano monasterio San Juan de la Peña. Ello implicó la transformación de aquel monasterio dúplice en cenobio de varones de forma que la rama femenina existente en el mismo descendió a Santa Cruz de la Serós. En esa época se edificó un modesto templo de cabecera plana y nave única, cuyos vestigios han puesto de manifiesto las citadas excavaciones.

La condesa Doña Sancha, mujer de enorme influencia en la corte aragonesa, y hermana del rey Sancho Ramírez enviudó del conde Ermengoll III de Urgell quien murió defendiendo Barbastro. En aquella época no era fácil la integración social de estas distinguidas viudas. Jaca no reunía en absoluto condiciones. Aún no era mas que una modesta villa donde no había lugar para una dama de su condición.

A mediados del S XI, Ramiro I había fundado Santa Cruz de la Serós, y no antes como aparece en algunos textos medievales falsificados. Existen documentos testamentarios del Rey datados en 1059 y 1061 que lo citan. En el primero encomienda a su hija Urraca al Monasterio de "Santa María que según se dice estaba sobre el lugar de Santa Cruz". En el segundo, menciona a la infanta como dedicada al servicio de Dios en ese lugar. El actual templo es datable a finales del S XI y primeras décadas del XII. (Ana Isabel Lapeña. Aragón Turístico y Monumental. Oct. 1977. Año 71, Nº 341 pp.: 14-19).

VISTA GENERAL DESDE EL SURESTE

 


 

Páginas consultadas:

Ver mis estadísticas