LA GUÍA DIGITAL DEL ARTE ROMÁNICO

Webmaster: A. García Omedes - Huesca (España)

 

| Presentación | Novedades | Mapa del Sitio | Mapas Activos | Opinión | Castillos XI-XIII | Rutas Románicas | Monográficos | Otras Regiones

Enlaces | Bibliografía | Diccionario | Distinciones | Premio Romanico Aragonés | Fondos de Escritorio | Inicio |

 

LAS SERPIENTES DEL MAESTRO DE JACA.

LA VARA DE MOISÉS


Yavé se aparece a Moisés desde el interior de una zarza ardiendo y le ordena que encabece a su pueblo y lo libere de Egipto para conducirlo a la Tierra Prometida

Moisés respondió “No van a creerme, no van a escucharme; me dirán que no se me ha aparecido Yavé”. Yavé le dijo: “¿Qué es lo que tienes en la mano?”. El respondió: “Un cayado”. “Tíralo a tierra” le dijo Yavé”. El lo tiró y el cayado se convirtió en serpiente y Moisés echó a correr, huyendo de ella. Yavé dijo a Moisés: “Extiende la mano y cógela por la cola”. Moisés extendió la mano y la cogió y la serpiente volvió a ser cayado en su mano. “Para que crean que se te ha aparecido Yavé, el Dios de sus padres. El Dios de Abraham, de Isaac y de Jacob”. Éxodo: 4. 1-5

En un artículo de opinión de dic. 2009 daba a conocer el hallazgo de una pequeña serpiente asomando por entre la maraña vegetal de uno de los grandes capiteles de Jaca. Aprovechando el hecho pasé revista a las serpientes de la catedral. Relacionada escultóricamente sin duda con la existente en el tímpano, no supe entonces comprender la verdadera dimensión de ésta y me sumé a la opinión de imagen penitencial de la serpiente que ayuna en el desierto, cambia su muda y vuelve renovada.

Será a principios de Mayo de 2012 cuando tras leer el magnífico artículo de Javier Martínez de Aguirre "Arquitectura y soberanía: La catedral de Jaca y otras empresas constructivas de Sancho Ramírez" me quedó claro que como magistralmente intuyó David Simon, el capitel de nuestra izquierda en la portada occidental de Jaca representa a los hermanos Moisés y Aarón, portando aquél la vara que le otorgaba potestad y con la que hicieron múltiples milagros en nombre de Dios.

Moisés es imagen de caudillo libertador, profeta y organizador del pueblo de Israel salvado de la esclavitud faraónica. Imagen-arquetipo deseada y deseable por un soberano medieval que aspiraba a parecerse a él.

Así, en el frontal del capitel, Moisés y Aarón representan y equivalen al monarca Sancho Ramírez y a su hermano el obispo-infante García quienes traen la nueva ley a su reino y lo conducen hacia la victoria sobre el mal y sobre el infiel, conquistando territorios bajo el estandarte y protección de Roma efigiado en el crismón trinitario de su tímpano (Ver artículo "Consagración de la Iglesia de San Pedro de Loarre. Abril 1094")

Tras comprender este capitel de Moisés y Aarón portando la vara de la potestad divina, no es ejercicio difícil reconocer la figura del tímpano que bajo el león de nuestra izquierda "extiende la mano para coger a la serpiente por la cola" para que de nuevo se transforme en su vara/símbolo de la veracidad del encargo divino de conducir a su pueblo hacia la libertad.

Es el propio Moisés y está descalzo porque está pisando tierra santa cuando recibe el encargo divino.

Al otro lado, el mal. Basilisco y oso como paradigmas del mismo. Símbolos del infiel al que hay que combatir bajo el signo de la Trinidad por medio del cual se exalta la aceptación de las tesis oficiales de la Santa Sede.

Tan sencillo como extraño que no se haya comprendido antes.

Así toman nuevo sentido capiteles al interior del templo en que aparecen los dos hermanos con una serpiente en la mano, como ocurre en el capitel del muro occidental o en otro situado en la sala capitular, por ejemplo.

De este modo la escultura del Maestro de Jaca que decora tanto la portada sur como la oeste de la catedral, ofrecen una muestra coherente de pasajes del Antiguo Testamento: El Sacrificio de Abraham, la Burra de Balam, Daniel en el foso de los Leones/Habacuc, Moisés y Aarón como conductores del pueblo y representación del rey y su hermano o el encargo divino a Moisés/Sancho Ramírez representado en el tímpano por medio del prodigio de la vara convertida en serpiente y avalado por el "sello oficial de la Santa Sede".

Y también, por qué no, la figura del rey David, ancestro de Cristo que según mi hipótesis coronó parteluz sustentando el tímpano.

Fichas de un enorme puzle que poco a poco, en su momento oportuno, van encajando de modo coherente.


Páginas consultadas:

Ver mis estadísticas